Las aerolíneas británicas perderán sus rutas europeas tras el Brexit

Tras el Brexit, las aerolíneas basadas en el Reino Unido estarán en la disyuntiva de trasladarse a Europa o perder importantes rutas de sus programas. Paralelamente, hay
temores por el empleo en el Reino Unido a cosencuencia de la potencial salida de
algunas empresas. Los funcionarios de la Unión Europea están siendo estrictos: las aerolíneas británicas necesitarán mover su base y la mayoría de los accionistas
si quieren seguir operando rutas en el territorio de la Unión Europea.

Así lo señala una información del diario británico The Guardian, después de haberse producido las primeras reuniones entre altos funcionarios de la Unión Europea y las aerolíneas con sede en Gran Bretaña.

En las reuniones se han analizado los cambios en la propiedad de las aerolíneas y se cree que tanto easyJet como Ryanair tendrán menos del 50% de sus acciones en posesión de nacionales de la UE después de Brexit.

Los jefes de la UE han advertido a las aerolíneas, entre ellas EasyJet y Ryanair, que tendrán que trasladar sus sedes o vender acciones a ciudadanos europeos si quieren continuar las rutas de vuelo dentro de Europa continental después del Brexit.

Más sobre

Durante las recientes reuniones privadas con funcionarios, los ejecutivos de las principales compañías aéreas han recordado que para seguir operando en rutas por todo el continente -por ejemplo, de Milán a París- deben tener una base significativa en el territorio de la UE y la mayoría de sus participaciones de capital ser propiedad de la UE.

El desarrollo, en los próximos días antes del desencadenamiento del artículo 50, hace potencialmente más probable que las aerolíneas actúen y se reestructuren, lo que tendrá consecuencias económicas para el Reino Unido, incluyendo una pérdida de puestos de trabajo.

La información señala que la línea dura de la UE puede alentar al Reino Unido a retribuir con sus propias normas de nacionalidad, lo que dejaría a las compañías aéreas de propiedad de la UE enfrentando a opciones igualmente difíciles, potencialmente amortiguando su inversión en el Reino Unido en el corto plazo, aunque algunos pueden buscar establecer al mismo tiempo sus propias filiales británicas.

La capacidad de compañías como easyJet para operar rutas en toda la UE ha sido una parte importante de su modelo de negocio, y puede haber una voluntad renovada entre las aerolíneas de invertir fuera del Reino Unido para mantener la cuota de mercado.

El caso IAG y la respuesta británica

British Airways no vuela dentro de Europa, pero su matriz IAG probablemente necesitará desinvertir para ser mayoritariamente de propiedad de la UE y permitir que sus otras compañías registradas en la UE –Iberia, Vueling y Aer Lingus– continúen operando en toda Europa. Un portavoz de IAG dijo: “Seguiremos cumpliendo con las regulaciones pertinentes de propiedad y control”.

Según la información que ha trascendido, algunas compañías aéreas ya han comenzado a buscar sedes centrales alternativas y examinar cómo podrían asegurar que su participación mayoritaria sea de la UE, posiblemente a través de la desinversión forzada de los accionistas británicos.

El Reino Unido podría responder introduciendo leyes de propiedad propias, que podrían impedir que Ryanair, con sede en Dublín, vuelva a operar rutas nacionales en el Reino Unido, señaló el diario.

No obstante, otros tienen la esperanza de que la comisión europea sea flexible en las reglas en el acuerdo actual de la aviación. Pero los funcionarios de la UE en las reuniones fueron claros, sin embargo, sobre la rigidez de las normas, en medio de preocupaciones en un alto nivel de la UE acerca de que hay demasiados en la industria de la aviación que se niegan a aceptar las consecuencias de la decisión del Reino Unido de abandonar el bloque europeo.

Los representantes de easyJet, junto con el holding de British Airways, IAG, Ryanair y el Grupo TUI, cuya cartera de compañías aéreas incluye a Thomson, se reunieron con el grupo de trabajo Brexit de la UE la semana pasada. A raíz de una reunión de la semana anterior entre el grupo de trabajo y los ejecutivos de aerolíneas europeas como Air France-KLM, Finnair, Lufthansa y SAS, como parte de los esfuerzos de la UE para involucrarse con las partes interesadas.

Fuente: Hosteltur
Leer noticia en Hosteltur: Las aerolíneas británicas perderán sus rutas europeas tras el Brexit