Cinco claves para convertir al hotel en modelo de Instagram

Desde una pared de diseño único hasta un cóctel bien presentado, los clientes se muestran cada vez más inclinados a compartir en Instagram sus momentos favoritos durante su estancia en un hotel. Por ello los expertos de la industria en Estados Unidos están diseñando zonas comunes atractivas en los establecimientos para atraer su atención. Y es que en la era en que las redes sociales mandan, los clientes tienden a subir sus fotos si el ambiente es el adecuado, la comida está bien presentada y el diseño está pensado para ello.

HotelNewsNow ha hablado con expertos de la industria para saber cómo los hoteles están siendo diseñados de manera que puedan convertirse en momentos de viaje que sus clientes quieran compartir en Instagram. He aquí las cinco claves:

1.- Tener en cuenta el itinerario del cliente

Seguro que es genial disponer de una pared con un diseño atrevido tras la recepción, pero los expertos recomiendan no quedarse ahí sino reproducir imágenes interesantes en todo el recorrido del cliente.

Greg Bodenair, responsable del área de Marketing en los hoteles Kimpton de Boston y Cambridge, ha recalcado la necesidad de “pensar en todo desde el punto de vista de la experiencia del cliente. ¿Hay otros momentos, cuando el cliente pone en un pie en el hotel, que puedan atraer su atención y animarle a hacer una foto?”. Una estrategia de storytelling que atraiga a los adictos a las redes sociales debería involucrar a todo el equipo de operaciones del hotel, ya que requerirá de inversión adicional en diseño o del departamento de Marketing para lanzar un posible concurso o campaña.

Meg Prendergast, presidente de The Gettys Group, y Ali Bacon, diseñadora de proyectos en el mismo Grupo, han señalado que su compañía estudia los puntos del recorrido del cliente para tener una idea de cómo experimentan el hotel. A partir de ahí los diseñadores identifican las zonas donde el diseño podría destacarse para inspirar compartir imágenes en Instagram.

En palabras de Prendergast, “podrías destacar y darles algo para recordar mientras andan por un pasillo de camino al salón o incluso un momento a descubrir cuando están en la butaca del cuarto de baño. Nunca sabes… Realmente no eres capaz de imaginarte dónde pueden encontrar los clientes esos momentos interesantes”.

2.- Crear momentos más ‘residenciales’ y/o relacionables

Los hoteles se esfuerzan por hacer que la estancia sea cómoda para los clientes, y según Bacon los momentos captados para Instagram a menudo son diseños que atraen a una amplia variedad de huéspedes. “Es una especie de relación con cosas que a mucha gente le gustan o que llaman la atención; esos pequeños momentos que se pueden relacionar con muchas personas diferentes”.

Los clientes, añade, “también suben a Instagram momentos en el hotel que sienten más ‘residenciales’. A veces creo que es un gran momento, tanto si es un diseño a gran escala o un gran sofá de oro, pero otras pienso que son esos pequeños momentos que te hacen sentir como en casa en los hoteles. La gente lo puede relacionar con el tipo de aspecto residencial de un hotel, ya sea un accesorio o arte”.

3.- Proporcionar experiencias inesperadas

En los establecimientos de Dream Hotel Group dan por hecho que sus clientes van a hacer fotos en su habitación o en la piscina. Su directora de Marketing Digital, Rachel Kaplan, ha destacado que en algunos de los hoteles cuentan con inesperados momentos Instagram.

“Instagram nos permite comercializar visualmente todos los elementos impactantes de nuestros establecimientos. Mientras algunos de esos elementos son más obvios, como The Beach en Dream Downtown, en Nueva York, también tenemos algunas gemas ocultas para que los clientes las descubran y disfruten de esa experiencia”.

4.- Diseñar una oferta creativa de Alimentación y bebidas

La experiencia del cliente no se limita a la entrada al lobby del hotel, la habitación y la piscina. Alimentación y bebidas desempeña asimismo un papel importante, ya que los huéspedes también suben fotos a Instagram si la presentación de la comida atrae su atención.

Así, los hoteles Dream ofrecen a sus clientes, como ha señalado Kaplan, “entornos de comida y vida nocturna muy activos, además de crear platos innovadores que se convierten en experiencias únicas en sí mismos, con una imagen tan fascinante como delicioso es su sabor”.

5.- Pensar en el entorno

La presentación es la clave si el hotelero está intentando que sus clientes hagan fotos de sus platos y las suban a Instagram, pero también les tiene que ofrecer el entorno adecuado para que sea fácil hacer una foto con el móvil, según indica Bodenair, ya que “en cualquier hotel, cualquier oferta de Alimentación y bebidas desempeña un importante papel de su storytelling visual”.

Uno de los retos que los hoteleros deben afrontar cuando se trata de aprovechar el contenido generado por usuarios es, en su opinión, “cuando el espacio físico no es favorable para fotografiar. ¿Estás creando un entorno que ofrece a los clientes la posibilidad de hacer fotos sin necesidad de un equipo completo de fotografía para poder captar y compartir realmente su experiencia?”.

La información de referencia está disponible en HotelNewsNow.

Fuente: Hosteltur
Leer noticia en Hosteltur: Cinco claves para convertir al hotel en modelo de Instagram